Curso Recursos para una lactancia materna exitosa

Home / Curso Recursos para una lactancia materna exitosa

curso-lactancia960x400

El 80% de las españolas da el pecho tras el parto. A las seis semanas esa cifra desciende al 68%, a los 3 meses al 52% y más allá de los seis meses solo el 36%.

Si estas son las principales recomendaciones de las organizaciones de salud.

OMS y la Academia Americana de pediatría (AAP)

Alimentación exclusiva al pecho durante los primeros 6 meses de vida del niño y continuar con el amamantamiento junto con otros alimentos que complementen la alimentación hasta los 2 años o más, mientras madre e hijo lo deseen.

Comité de Lactancia Materna de la Asociación Española de Pediatría

La leche materna es el mejor alimento para el lactante durante los primeros meses de vida. Cubre las necesidades nutricionales para su adecuado crecimiento y desarrollo físico y desde el punto de vista emocional le asegura el establecimiento de un buen vínculo madre-hijo y una adecuada relación de apego seguro con su madre, ambos esenciales para un correcto desarrollo como persona independiente y segura. Por todo ello la lactancia materna es considerada el método de referencia para la alimentación y crianza del lactante y el niño pequeño.

La superioridad de la leche materna sobre cualquier otro alimento (leche de fórmula artificial) para la nutrición y desarrollo del bebé durante los primeros meses de vida ha quedado bien demostrada en numerosos estudios científicos, que señalan un mayor riesgo de numerosos problemas de salud en los niños no alimentados con leche materna, entre los que cabe resaltar un mayor riesgo de muerte súbita del lactante y de muerte durante el primer año de vida, así como de padecer infecciones gastrointestinales, respiratorias y urinarias y de que estas sean más graves y ocasionen ingresos hospitalarios. A largo plazo los niños no amamantados padecen con más frecuencia dermatitis atópica, alergia, asma, enfermedad celíaca, enfermedad inflamatoria intestinal, obesidad, Diabetes Mellitus, esclerosis múltiple y cáncer. Las niñas no amamantadas tienen mayor riesgo de cáncer de mama en la edad adulta. Los lactantes no alimentados al pecho presentan peores resultados en los test de inteligencia y tienen un riesgo más elevado de padecer hiperactividad, ansiedad y depresión, así como de sufrir maltrato infantil. Por otro lado, en las madres aumenta el riesgo de padecer hemorragia postparto, fractura de columna y de cadera en la edad postmenopáusica, cáncer de ovario, cáncer de útero, artritis reumatoide, enfermedad cardiovascular, hipertensión, ansiedad y depresión.

¿Por qué fracasan la mayoría de las lactancias maternas?

El principal motivo del fracaso de las lactancias es la falta de información y de apoyo.

El fracaso de la lactancia no es responsabilidad, en resumen de las madres. Existen muchos factores que influyen como el deficiente apoyo sanitario y político. Otro factor a tener en cuenta es como influye la publicidad de la industria de leches artificiales, que hacen pensar a las madres que la leche artificial es igual o incluso mejor que la lactancia materna, cosa que se aleja mucho de la realidad y mina la confianza  de las madres transmitiendo la idea que que dar el pecho puede resultar difícil y solo puede conseguirse en algunas ocasiones.

La presión social tiene un gran peso en las madres puerperas, la cultura del biberón esta muy inculcada en nuestras sociedad, en muchas ocasiones puede hacer que la madre se sienta incomoda  o avergonzada al dar el pecho en publico o incluso en su propio hogar en presencia de visitas, dar el pecho es la forma natural de alimentar al bebe y debemos tratar la lactancia con naturalidad, con la misma con la que vemos a una madre dar un biberón.

En ocasiones en la lactancia pueden surgir problemas, como mastitis, grietas, obstrucciones, etc.. que pueden solucionarse con el tratamiento adecuado y el apoyo necesario, pero en vez de ello muchas veces nos encontramos con profesionales mal informados que aconsejan abandonar la lactancia materna, profesionales que recomiendan medicamentos compatibles con lactancia pero por desinformación te obligan a abandonarla.

Lo mismo ocurre con el peso del bebe, muchas madres se ven presionadas a suplementar con leche artificial o abandonar la lactancia materna porque consideran que debe ganar más peso, sin tener en cuenta la fisiología del bebe sea diferente a la de cualquier otro bebe.

Y no debemos olvidar los falsos mitos, “tu leche no es buena”, “no tienes suficiente leche y tu bebe se queda con hambre” “no debes dar el pecho si estas nerviosa”, “debes dejar el pecho cuando empiezas a trabajar” ” la leche artificial es igual que la leche materna” “si tomas medicación debes dejar la lactancia” “si llora es porque se queda con hambre”…

Y por último pero uno de los más importante sería la falta de apoyo, tener apoyo en tu pareja y familia puede ser decisivo en el éxito de la lactancia. La pareja tiene un papel muy importante en el mantenimiento de la lactancia y bienestar de la madre.

Los grupos de apoyo a la lactancia son un recurso muy valioso para las madres, acudir a grupos de apoyo reduce las visitas al pediatra y aumenta la confianza de las madres.

Las participantes del curso contarán con un grupo de apoyo privado de facebook, para compartir sus experiencias, dudas, preocupaciones y alegrías con otras madres, el grupo esta gestionado por asesoras de lactancia certificadas.

Objetivo:

Desterrar mitos sobre la lactancia materna

Dar la información y apoyo necesaria para una lactancia exitosa

Proporcionar recursos para solventar posibles dificultades con la lactancia.

Contenido:

El importante papel del padre en la lactancia

Como aumentar la producción

Grupo de apoyo

Lactancia a demanda

Causas que interfieren en las lactancias

Agarre correcto

Presión familiar

Lactancia y perdida de peso

Normalización de la lactancia

Dirigido a:

Futuros padres y padres con bebes lactantes.

Duración:

Dos horas y media.

Imparte:

Virginia Cardo Campoy. Asesora de lactancia certificada por Edulacta.

Fecha y horario:

Consultar en la agenda.

Sacar entrada